top of page
Publicar: Blog2_Post

Siempre, nunca, nunca más.

Las historias se repiten, los acontecimientos llegan, sin precipitarlo, sin buscarlo, todo sucede porque sí. Pero a veces el alma se cierra, la llave se deshace y la vida te pone a prueba. Y sí, volvería a repetirlo mil veces a pesar de todo y por todo, de los siempre, de los nunca, de los nunca más, de no entenderlo ni entenderme, porque la vida es fugaz, porque la luna brilla pocas veces con tanta fuerza, porque la piel se desborda en sal y las almas se entregan.


Después del placer queda la magia al despertar,

las risas, el tiempo, la complicidad y el silencio.


Un vaivén de emociones que espera verte llegar

y darte todas las respuestas.


Y ahora quisiera simplemente callarte,

desnudarte y desafiarte.


Quisiera tenerte alcanzándome donde los sentidos

se pierden y tu voz se hace delicia.


Ahora quisiera parar el ritmo de la vida,

quisiera olvidarte y olvidarme, quisiera caer

rendida entre tus brazos.


Un Impasse sin sobresaltos por la única razón

de gozarte nuevamente, de devorar de tus labios

los siempre, los nunca y los nunca más...


De confesarte luna mía,

que entre tu y yo solo hay un paso.





Comments


bottom of page